El nuevo servicio publicitario de twitter funcionará de manera automática y será administrado por las mismas empresas que lo contraten.

Los anunciantes decidirán donde quieren que aparezca su publicidad y además redactarán el texto.

Twitter cobrará una vez que el anuncio haya recibido respuesta por parte de algún usuario.

La nueva modalidad comenzó a ser probada por la red social con la entrada de 100 anunciantes.

El servicio de publicidad automática sólo podrá ser utilizado por empresas que tengan cuentas con American Express.

La primera incursión de Twitter en el ámbito publicitario se produjo en abril de 2010, cuando introdujo a los timelines los tweets promocionados.

Según  eMarketer, la popular red social logró el año pasado beneficios de 140 millones de dólares en publicidad.